¿Qué es el ajo negro?


ajonegro2El ajo Negro, aunque no es tan conocido como el popular ajo blanco, está siendo beneficiado de un aumento considerable en su popularidad gracias a ser un ingrediente de moda para chefs de cocina creativa y alta cocina, como por ser tratado como uno de los superalimentos utilizados por los profesionales de la medicina natural.

El ajo negro es solo un ajo blanco convencional que tras realizar un proceso de fermentación natural, transforma un producto ya de por sí saludable y nutritivo, en un superalimento que ha aumentado asombrosamente los componentes beneficiosos.

Este ajo ha envejecido durante un mes por un proceso especial de fermentación a temperaturas altas, donde se desarrolla su color más oscuro, textura más suave y peculiar sabor.
Todo el proceso de fermentación se realiza de manera totalmente natural, sin aditivos ni conservantes, y sin los efectos indeseados:
¿El mal aliento? Desaparece. ¿Olor fuerte? Tampoco.
Al no tener el fuerte olor a ajo convencional se puede por tanto consumir en grandes cantidades sin los efectos olfativos secundarios.

Los beneficios de consumir el ajo negro

En las creeencia de la mitología del taoísmo al ajo negro concedía la inmortalidad.
Un mito que tiene su parte real, ya que el ajo negro es bueno para la salud al tener el doble de antioxidantes que el ajo crudo, antioxidantes que protegen las células de los radicales libres y ralentizan el proceso de envejecimiento y las enfermedades crónicas.

El ajo negro posee muchas de las proteínas (aminoácidos eseciales) para gozar de una buena salud: isolucina, leucina, licina, fenilanina, responsables entre otras cosas de la formación del tejido muscular, la salud mental, mantener y regular los niveles de azúcar.

También contiene S-allylcysteine (SAC), un componente natural del ajo fresco y derivado del aminoácido cisteína, que se encuentra en concentraciones mucho mayores en el ajo negro, y se cree que ayuda a reducir el colesterol y disminuir el riesgo de padecer determinados cáncer.

El ajo negro al igual que el ajo blanco es muy útil durante la temporada de resfriados y gripe, ya que su gran cantidad de antioxidantes apoya al sistema inmune. Es también un gran antibiótico y fungicida.

Otros beneficios que se le atribuyen al ajo negro son los de regular los niveles de azúcar en sangre, controlar el colesterol malo, ayudar en determinados problemas respiratorios como el asma, ayudar en casos de insomnio, debilidad y estreñimiento. También aumenta la resistencia física y está considerado afrodisíaco.


Fede C

About Fede C

Blogger, cocinero amateur. Sibarita y bon vivant. Me gusta disfrutar de la buena comida, de la buena bebida y de la buena compañia. También escribo para Con la Panza llena, Me Pica el Bagre y ocasionalmente en algunos medios digitales del interior del pais.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*